Mandaba en *CANA* y hacía torturar a sus propios compañeros; está bien preso.

Julio «Tipi» Ramos fue diputado del PJ y luego se pasó al PRO. Fue sentenciado por su rol como personal de inteligencia durante la dictadura. Se lo juzga por «privación de la libertad» y «tormentos».

El ex diputado provincial del PJ que se pasó al PRO, Julio «Tipi» Ramos, sumó la tercera sentencia en contra en la causa que está imputado por delitos de lesa humanidad cuando operaba como Personal Civil de Inteligencia (PCI) del Ejército, en 1977. El 28 de marzo, la Cámara Federal de Rosario le revocó la «falta de mérito» que el juez federal de Santa Fe Reinaldo Rodríguez le había dictado por supuesta «privación ilegítima de la libertad» y «tormentos» al ex militante de la Juventud Peronista, Luis Felipe Solé. El 13 de mayo, la misma Cámara desestimó un recurso de casación que planteó su defensa y lo obligó a ir en queja a la tercera instancia. Y ayer, la Sala 2 de la Cámara Federal de Casación Penal -en un fallo unánime de los vocales Angela Ledesma, Alejandro Slokar y Guillermo Yacobucci- desestimó esa queja, con lo cual si la primera resolución de la Cámara de Rosario complicó su situación procesal, la tercera lo deja al borde del procesamiento.

Ya son nueve los magistrados que han dictaminado en la investigación. El juez federal de Santa  Fe Reinaldo Rodríguez, los cinco del pleno de la Cámara Federal de Rosario (Elida Vidal, Aníbal Pineda, Fernando Barbará, José Guillermo Toledo y Ricardo Moisés Vásquez) y los tres de la Sala 2 de Casación (Ledesma, Slokar y Yacobucci). Sólo dos de ellos, Rodríguez y Toledo, coincidieron en exculpar a Ramos, porque los otros siete se inclinaron por profundizar las investigaciones.

La Cámara de Rosario anuló la «falta de mérito» de Ramos a pedido del fiscal Martín Suárez Faisal, quien sostuvo que el juez Rodríguez había hecho un «análisis parcial y recortado» de las pruebas. La mayoría del tribunal le dio la razón. «Existen elementos de convicción suficientes para concluir que Ramos participó en el hecho que perjudicó a Solé», dice el voto de la jueza Vidal.  Y mencionó que el imputado operó como «Personal Civil de Inteligencia (PCI) con el alias de Ademar Rossi desde el 16 de julio de 1976 hasta el 1º de mayo de 1977, en su condición de ‘infiltrado’ en la Universidad Nacional del Litoral, «lo cual es un indicador más de la probable de su intervención en el hecho que se investiga».

Los testimonios aseguran que el imputado operó como «Personal Civil de Inteligencia (PCI) con el alias de Ademar Rossi.

Según la doctora Vidal, la «valoración en conjunto de la totalidad» de las pruebas «permite inferir que se ha configurado el ilícito en cuestión» y propuso revocar la falta de mérito de Ramos. Sus colegas Barbará, Pineda y Vásquez adhirieron al voto y la sentencia salió por 4 a 1, ante la disidencia de Toledo.

Ayer, la Cámara de Casación confirmó esa resolución del pleno de la Cámara Federal de Rosario al declarar inadmisible el recurso de queja que interpuso la defensora oficial Rosana Gambacorta, que asiste a Ramos.

En el primer voto, Ledesma y Slokar ratificaron que el «criterio» de la sala: rechazar la queja porque la resolución de la Cámara de Rosario «no reviste la calidad de sentencia definitiva o equivalente» y tampoco «se advierte la existencia de una cuestión federal adecuadamente fundada que permita habilitar la competencia de este cuerpo como tribunal intermedio conforme la doctrina sentada por la Corte Suprema de Justicia de la Nación».  En consecuencia -plantearon Ledesma y Slokar-, «corresponde declarar inadmisible el recurso» de la defensa de Ramos.

Yacobussi coincidió con sus colegas, dijo que el intento del ex agente secreto del Ejército de dar vuelta el fallo de la Cámara de Rosario era «inadmisible» porque éste «no reviste calidad de sentencia definitiva o equivalente», pero se inclinó por imponer las «costas al quejoso», lo que no ocurrió.

Solé denuncia a Ramos desde hace 35 años. Asegura que «entre fines de 1976 y principios de 1977» lo trasladaron desde la cárcel de Coronda, donde estaba detenido, hasta un centro clandestino en la zona norte de la ciudad de Santa Fe, donde lo interrogaron por su hermano Alberto Solé, que había pasado a la clandestinidad y desapareció siete meses después, en agosto de 1977. Dijo que uno de los interrogadores era Ramos.

 

 1,247 total views,  1 views today

Compruebe también

CORONAVIRUS: 34 nuevos contagios fueron notificados durante el domingo 20 de junio de 2021 en nuestra región

CORONAVIRUS: 34 nuevos contagios fueron notificados durante el domingo 20 de junio de 2021 en nuestra región

34 nuevos contagios fueron notificados durante el domingo 20 de junio de 2021 en nuestra región: 16 …

Coronavirus en la Argentina: informaron 301 muertes y 10.395 contagios en las últimas 24 horas

Coronavirus en la Argentina: informaron 301 muertes y 10.395 contagios en las últimas 24 horas

Con estas cifras, ya son 4.268.789 los casos positivos y 89.043 las víctimas fatales desde …

DEJANOS TU COMENTARIO