La producción de marihuana crece a grandes escalas en Santa Fe y la región.

Gentileza: Aire de Santa Fe.-

 

En el último semestre, la policía y la Justicia detectaron en tres ciudades de la provincia invernaderos o campos con cientos de plantas y elementos para su comercialización. Uno de los hallazgos se dio cuando era buscado un peón rural que días después apareció muerto en el río Coronda con un disparo en la cabeza.

La producción de marihuana a grandes escalas en suelo santafesino no deja de sorprender. Si bien el cultivo no se encuentra dentro de los niveles que manejan las organizaciones criminales de Paraguay, el principal proveedor de Sudamérica, Santa Fe y la región han demostrado en los últimos meses que la venta de cannabis sativa no sólo depende de lo que llega del exterior en ladrillos envueltos en papel ocre, sino que puede elaborarse en tierra local, sin ningún tipo de intermediaros.

Así lo evidencian los últimos procedimientos policiales en distintas localidades de la provincia que terminaron con el secuestro de cientos de plantas que estaban ubicadas en parcelas de tierra o en invernaderos. En Frontera, por ejemplo, la ciudad ubicada en el límite interprovincial con Córdoba, la Gendarmería Nacional encontró el pasado 17 de junio un vivero muy rústico en donde había cerca de 400 plantas de marihuana.

 Tal hallazgo se dio en el marco de una causa que se tramitó inicialmente en el Juzgado Federal de San Francisco a raíz de que la fuerza policial informó que un changarín, identificado como José Luis L., alias “Tunki”, distribuía -como delivery- la marihuana que producía una organización que cultivaba cientos de plantas en un terreno ubicado sobre la calle 102 de Estación Frontera.

 En aquel procedimiento los uniformados encontraron un total de 8 kilos y medio de plantas, 27 frascos, ocho tijeras, 2.713 semillas de marihuana y una suma total dinero de $41.128 que según presumen los investigadores, fue obtenida producto del comercio ilícito. En tanto, en otro sector de la vivienda, los agentes hallaron 363 plantines en macetas.

Por el caso quedaron detenidos en su momento un hombre, Cristián Manuel “Conco” L. y una mujer, Dalma Nerea L. Mientras que “Tunki”, fue detenido días después, el 26 de junio, por gendarmes en un control realizado en República del Líbano, entre Uruguay e Ituzaingó, de San Francisco. Allí tenía en su mochila 534 gramos de marihuana y 30 semillas.

 

Por una cuestión de jurisdicción, el caso pasó a tramitarse en el Juzgado Federal de Rafaela, en donde el juez Reinaldo Rodríguez, el 20 de julio, procesó con prisión preventiva a los dos hombres y la mujer por “cultivo de plantas para producir estupefacientes y guarda de semillas utilizables para producir estupefacientes”. En el caso de “Tunki”, el magistrado consideró procesarlo además por “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización”.

 Otro de los procedimientos que demuestra como la producción a grandes escalas crece en la región fue uno que tuvo lugar en la zona de islas de Coronda, cuando la Prefectura Naval Argentina (PNA), el pasado 28 de noviembre, encontró en la zona perimetral de una ranchada 145 plantas y plantines.

Aquel descubrimiento fue por medio de una investigación que se tramitó en la Fiscalía Federal N°2 de Santa Fe y que terminó con ocho personas detenidas, luego de haber sido investigadas por haber montado una supuesta cocina de cocaína en la isla. Todos fueron recientemente procesados por integrar dicha red, producción, distribución y venta.

 Finalmente, y quizás el más pesado y oscuro de todos los hallazgos fue el que tuvo lugar en un loteo de la localidad de Recreo cuando, el pasado 5 de diciembre, agentes policiales de la Subcomisaría 17 realizaron un allanamiento en un predio para encontrar a Matías Casco, un peón rural de 30 años que salió de su casa dos días antes y que nunca jamás regresó.

 El mismo apareció muerto, el martes 8 de diciembre, en aguas del río Coronda a la altura de la comuna de Sauce Viejo. El cadáver estaba dentro de una bolsa de nylon, envuelto dentro de una maya de pesca y con un balazo en la cabeza. Un claro crimen con sello narco.

En medio de la búsqueda de Casco, la policía encontró en el interior de un campo de Recreo, más de 300 plantas ubicadas en el interior de un invernadero, en L, cubierto con nylon en su techo y laterales. Por el procedimiento, fueron convocados los pesquisas de la Brigada Antinarcóticos del departamento La Capital, los cuales realizaron un conteo y hallaron 274 plantas en dicho invernadero y otras 72 situadas dentro de otro espacio del inmueble allanado.

¿Se cambia la lógica del ladrillo de marihuana envuelto en papel ocre por el frasco con flores?, es la pregunta que surge a raíz de los sorprendentes hallazgos registrados durante los últimos meses en Santa Fe y la región.

 

Compruebe también

Rosario reaccionó ante Perotti y Javkin en la marcha contra la inseguridad, lo sacaron a los empujones.

Rosario reaccionó ante Perotti y Javkin en la marcha contra la inseguridad, lo sacaron a los empujones.

El gobernador santafesino Omar Perotti y el intendente de Rosario, Pablo Javkin, intentaron acercarse a …

Jueces y fiscales de la OGJ Reconquista, en total desacuerdo con el titular de la misma.

Jueces y fiscales de la OGJ Reconquista, en total desacuerdo con el titular de la misma.

DEJANOS TU COMENTARIO